Apuntes para todos los estudiantes y cursos

Importancia de los compuestos orgánicos en la industria

Este curso de Química Orgánica Industrial está dedicado tanto a los productos orgánicos naturales como a aquellos que se preparan en un laboratorio o en una factoría a causa de su utilidad.
Los productos orgánicos tienen usos muy diversos, desde un perfume, utilizado para aumentar el atractivo de una persona, un explosivo para efectuar voladuras y construir túneles, una fibra para confeccionar tejidos más resistentes, ignífugos o inarrugables, un plástico que proporcione superficies no adhesivas y/o pueda utilizarse como componente de lubricantes sólidos o un aislante para las viviendas para reducir el consumo energético de calefacción y refrigeración.
La importancia de los productos orgánicos industriales se basa en el valor de su utilización y no en su significado químico. Esto es evidente en los productos farmacéuticos, donde si un compuesto particular es la única curación conocida para una enfermedad mortal, su coste es relativamente poco importante.
Por otra parte, un nuevo colorante, aunque proporcione tonos no disponibles previamente, no será importante si es tan costoso que los artículos teñidos con él son más caros que los mismos artículos teñidos con colores similares, aunque menos atractivos.
La Industria Química Orgánica utiliza varias fuentes de materias primas para preparar la gran variedad de productos orgánicos que hay en el mercado; petróleo, carbón, gas natural y materias obtenidas de plantas y animales (semillas oleaginosas, grasas, madera.). Actualmente la más importante es el petróleo.
La industria química es, sin duda alguna, el sector que más ha contribuido a mejorar los niveles de calidad de vida del ser humano. Sin la Química y la industria que la desarrolla la esperanza de vida no superaría los 40 años, y no existirían ni medicamentos, ni agua potable, ni alimentos suficientes para la población mundial.
La Química en general y la Química Orgánica, en particular, influyen notablemente en la economía de todos los países, desarrollados o no, dado que los compuestos orgánicos están presentes en las necesidades básicas de los mismos, tales como la alimentación, vestido, alojamiento, medios de transporte, obtención de energía, y en los servicios de salud y seguridad entre otros.
Ello ha motivado la aparición de una Industria Química Orgánica cada vez más potente, que debido a su naturaleza y a su dependencia con otras industrias contribuye enormemente en la productividad. Así, por ejemplo, los alimentos son compuestos orgánicos y el procesado, conservación y envasado dependen de procesos químicos. La ropa está hecha de fibras orgánicas sintéticas teñidas con colorantes orgánicos, el calzado requiere adhesivos que son polímeros de naturaleza orgánica.
La vivienda depende de productos tales como plásticos, adhesivos, pinturas y productos para el procesado de la madera. El automóvil moderno no existiría sin los diversos materiales poliméricos utilizados en la fabricación del mismo.
Las principales mejoras en la salud se han logrado gracias a los agentes quimioterapéuticos, y muchas enfermedades infecciosas se han erradicado gracias a los antibióticos. Los plaguicidas han multiplicado el rendimiento de las cosechas y actualmente son indispensables.
No obstante, tiene sus puntos negativos: La Química también ha sido responsable de la contaminación ambiental.
La explosión acaecida en Flixborough (Gran Bretaña) en 1979 en una planta productora de Nylon 6 es un ejemplo de la importancia de los conocimientos químicos en ingeniería. La planta producía Nylon 6 a partir de ciclohexano, el cual en el proceso se oxida a ciclohexanona. Uno de los reactores del tren de oxidación se había retirado para reparar una fuga, y en su lugar se colocó un puente con una tubería en ángulo, con un diámetro que resultó inadecuado.
Lamentablemente no se hizo un estudio de diseño adecuado y debido a la corrosión por nitratos se produjo una deformación con cavidades y resquebrajamiento del tubo de acero. A través de la grieta salíó ciclohexano a una presión de 8,5 atm y 155 ºC que formó una nube, que se incendió destruyendo la planta y el vecindario circundante. La corrosión se debíó a que el agua utilizada para refrigerar se había tratado con nitratos con objeto de diluir las pequeñas fugas de ciclohexano de la planta.
Actualmente todas las factorías químicas están obligadas a realizar un estudio del impacto ambiental de forma adecuada para que las Industrias Químicas incidan de la forma menos contaminante y peligrosa sobre el medio y las personas.
Además la Química también es responsable de la contaminación ambiental. Sucesos como la enfermedad de la Bahía de Minamata (Japón), en la que los residuos de Mercurio, procedentes de una fábrica de plásticos, se convirtieron en dimetilmercurio (muy tóxico) por la acción de microorganismos del fondo del mar, y fueron absorbidos por los peces, y a través de ellos pasaron a la especie humana (50 muertes, 100 víctimas incapacitadas); la explosión producida en la India con isocianato de metilo en la factoría de la Uníón Carbide; las numerosas víctimas producidas por el analgésico Thalidomida; los efectos de los clorofluorocarbonados en la capa de ozono. Todos ellos son ejemplos de las posibilidades negativas de los productos químicos, que no se pueden manejar alegremente.
Es necesario estudiar el impacto ambiental de forma adecuada para que las Industrias Químicas incidan de la forma menos contaminante y peligrosa sobre el medio y las personas.
Estos problemas ambientales demuestran la importancia del uso racional de los compuestos orgánicos así como la necesidad de nuevas tecnologías y normativas que reduzcan su impacto sobre el ambiente.
Pero todos los datos expuestos ponen de manifiesto que, parece evidente, la Industria Química está destinada a ser el motor del progreso de la humanidad.
Es este sector el que permitirá mantener el equilibrio entre las necesidades humanas y la protección del planeta y el que desarrollará los productos que mejoren de forma constante nuestra calidad de vida.
Podemos concluir que los compuestos orgánicos tienen gran importancia en el desempeño de la vida diaria e industrial, ya que se encuentran en los organismos vivos, alimentos, medicamentos, cosméticos, petróleo, plásticos, fertilizantes, etc. Los compuestos orgánicos son los que están formados por carbono, y el carbono es el segundo elemento en abundancia en el ser humano, por eso sus compuestos son indispensables para la vida y perpetuidad de nuestra especie.
Y aunque la importancia de los compuestos orgánicos se evidencia en el aumento de las comodidades para el desempeño del hombre: ropa, vivienda, artefactos eléctricos, el mejoramiento de la salud por la creación de medicamentos, entre muchos otros; es importante saber que la creación de algunos compuestos o productos sintéticos han traído problemas al medio ambiente, tal es el caso de algunos plásticos que no son biodegradables por lo que persisten como agentes contaminantes en el agua y el suelo.
En este grupo también se encuentran algunos detergentes, plaguicidas y productos industriales que resultan tóxicos para los animales, las plantas y el hombre. Los problemas ambientales consecuencia del uso excesivo de algunos compuestos orgánicos nos muestran la importancia del uso racional de los mismos así como la necesidad que tienen los países de crear nuevas tecnologías y normas que controlen los efectos sobre el medio ambiente y el humano.

No se permite realizar comentarios.