Apuntes para todos los estudiantes y cursos

A mediados de las 50, en pleno auge de la poesía social,


Tema 11. Tendencias de la lírica en la segunda mitad del s. XX. Pablo Neruda.

AUTORES:


Blas de Otero


En este autor distinguimos varias etapas:

  • Primera etapa


    Con obras como Ángel fieramente humano, Redoble de conciencia, y Ancia
    . Esta última muestra sobre todo a un poeta que se dirige y busca a Dios, ausente e impasible ante el clamor de su voz, ante el peso de su angustia y desasosiego. También refleja a un hombre que cada vez se va acercando más al dolor de los demás hombres.

  • Segunda etapa

    En Pido la voz y la palabra, la voz poética del autor se hace plenamente social y solidaria. Ahora se dirige a la “inmensa mayoría”, y España se convierte en el tema central de su poesía.

  • Última etapa

    Destacamos obras como Historias fingidas y verdaderas, una obra formada por distintas composiciones en prosa, donde trata aspectos autobiográficos o reflexiona sobre la condición humana.

León Felipe:


Destaca como una de las voces más auténticas de la poesía española en el exilio. Sus versos muestran ante todo el drama personal del exilio y el drama de España, más que el recuerdo y la añoranza por la patria lejana. Entre sus obras destacamos:
Español del éxodo y del llanto
, y Ganarás la luz
.


Juan Gil Albert:


Con obras como Candente horror, Concertar es amor y Poesía
.

José Hierro:


En su trayectoria poética aparecen el ser humano y su realidad histórica, la temporalidad, la palabra social, el amor y los sentimientos, el paraíso perdido, el recuerdo, la cultura y la propia poesía. Entre sus obras destacamos:
Quinta del 42
, Cuanto sé de mí, Libro de las alucinaciones y Agenda
.

Y otros autores, como Carlos Bousoño.

La poesía de los 50 a los 70


La generación de los 50


En plano auge de la poesía social, surge la llamada Generación de los 50, donde destacan autores como Jaime Gil de Biedma, Carlos Barral, Ángel González y José Manuel Caballero Bonald. Nos encontramos también a otros autores como pueden ser Antonio Gamoneda, José A. Goytisolo o José A. Valente, aunque estos no se incluyen en el anterior citado grupo.

En cuanto a las carácterísticas generales de los autores de la Generación de los 50, destacamos:

  1. Posición crítica ante la realidad.
    1. Tono menos dramático que el de la poesía social.
    2. Preocupación por un lenguaje más cuidado,.
    3. Vuelta al intimismo, a lo subjetivo.
    4. Presencia, a veces, del humor, de la ironía o del escepticismo.
    5. Desplazamiento de lo colectivo a lo personal.

Como autores relevantes destacamos:


Ángel González


En sus poemas late un mayor espíritu crítico y social, aunque también nos encontramos con una poesía muy ligada a su “yo”. Entre sus obras destacamos:
Áspero mundo
, Sin esperanza, con convencimiento, y Tratado de urbanismo
.

Jaime Gil de Biedma


Su poesía es escéptica y critica con el mundo y la realidad. En ella trata temas como la infancia, el amor, la amistad y el erotismo o el ahondamiento en el propio yo. Destacamos obras como Compañeros de viaje o Las personas del verbo, donde recoge todas sus poesías.

Francisco Brines


Y su obra Las brasas
.

Claudio Rodríguez


Con solo diecinueve años obtuvo el Premio Adonais con Don de la ebriedad
.

Antonio Gamoneda


Es contemporáneo de los poetas de la generación de los 50. Su obra está a menudo cargada de un gran simbolismo y se caracteriza por su hondura, belleza, fuerza y sensibilidad.

Destacamos:
Sublevación inmóvil
, Blues castellano, Edad
; y Libro del frío
.

Los novísimos


En 1970, José María Castellet, publica una polémica antología titulada como Nueve novísimos poetas españoles, entre los que incluye a autores como Pere Gimferrer y su obra La muerte en Beverly Hills o Guillermo Carnero y su obra Dibujo a la muerte
. Estos novísimos están caracterizados por:

  1. Ruptura con la poesía anterior.
  2. Formación en los medios de comunicación.
  3. El gusto camp (lo pasado de moda).
  4. El gusto por la mitología popular que proviene del mundo del cine, del deporte…
  5. La consideración de la poesía con valor en sí misma.
  6. El aprecio por poetas extranjero.

Otros poetas de los 70


Destacamos a otros autores relevantes, no incluidos en los Novísimos como lo son Antonio Colinas, destacado por obras como Sepulcro en Tarquinia o Astrolabio
; Luis Alberto de Cuenca y su obra La caja de plata, Justo Jorge Padrón y Los oscuros fuegos o Luis Antonio de Villena.

En este periodo también destacamos la poesía femenina, donde destacan las figuras de Carmen Conde, de Gloria Fuertes y Clara Janés entre otras.

Pablo NERUDA:

Poeta nacido en Chile, y llamado realmente Neftalí Ricardo Reyes Basoalto, adoptó el seudónimo de Pablo Neruda en recuerdo a un escritor al que admiraba, Jan Neruda. Su vida se recoge en su libro de memorias, publicado por el mismo bajo el nombre Confieso que he vivido.

En su extensa obra caben el amor, la vanguardia y la poesía social.

Tras Crepusculario, con ecos de Bécquer y Rubén Darío, publica en 1924 una de sus obas más celebradas y leídas, Veinte poemas de amor y una canción desesperada
. Obra en la que canta al amor, a la pasión pero también al dolor y al drama, donde abundan las imágenes sugestivas y el lenguaje poético distinto.

El Surrealismo está presente en Residencia en la tierra, obra caracterizada por un lenguaje difícil y oscuro, que ahonda en lo irracional, en lo gongorino.

Neruda adquiere conciencia social, y ahora con un lenguaje más directo, se carga de solidaridad y de compromiso. La mejor obra de esta etapa es Canto general, en la que el poeta habla de América, con versos de acento épico. Ha escrito también Odas elementales, Memorial de la Isla Negra o Los versos del Capitán
.

Dentro de la poesía hispanoamericana de este momento destacamos también las figuras de Cesar Vallejo, Octavio Paz y Nícolás Guillen.

No se permite realizar comentarios.