Apuntes para todos los estudiantes y cursos

Fuero de los españoles

FUERO DE LOS ESPAÑOLES

 España durante la II Guerra Mundial Además de Generalísimo de los ejércitos, Jefe del Estado y del partido único (FET y de las JONS), se le autorizó a aprobar decretos-ley sin previa deliberación del gobierno, lo que en la práctica significaba la asunción del poder legislativo, el culto a la personalidad y cierto carácter providencial (“Francisco Franco caudillo de España por la gracia de Dios”) Desde sus inicios Franco emprendió la tarea de consolidar el Estado bajo los principios doctrinales del “Movimiento Nacional”: Fuero del Trabajo ,Ley Consultiva de las Cortes Y Fuero de los Españoles A los pocos días de iniciarse el conflicto Franco se declaraba neutral, aunque la política exterior, dirigida por Serrano Súñer, apostaba por integrarse en el bloque de las potencias fascistas. En 1940 Hitler y Franco se reunieron en Hendaya. Pocos meses después, a instancias de Hitler, se reunieron Franco y Mussolini . Por presiones de Mussolini, España cambió su estatus de país neutral por el de no beligerante, dando apoyo logístico.Las primeras derrotas alemanas hicieron necesario un cambio de orientación. Serrano Súñer abandonó el gobierno, y la diplomacia española inició un progresivo giro hacia los aliados. 

Gobierno Autárquico y aislamiento, 1945 – 1949 La victoria de los aliados obligó al caudillo a cambiar su discurso y disimular los rasgos fascistas de su política. Se produce una pérdida relativa de importancia de la Falange. Paralelamente se intenta dar una imagen más próxima a las democracias occidentales y para ello se abandona la simbología fascista y se aprueban dos nuevas leyes orgánicas: Ley de Referéndum Nacional  Y Ley de Sucesión a la Jefatura del Estado. En la Conferencia de Postdam  decidieron el cierre de fronteras y el inicio de un bloqueo que debía finalizar con la caída del régimen de Franco. Juan de Borbón, publicaba el Manifiesto de Lausana La ONU excluía a España de las Naciones Unidas 

El impacto de la Guerra Fría, 1950-53 Es el inicio de la Guerra Fría, hecho que tuvo sobre España tres efectos: La “cuestión española” dejó de ocupar el interés que hasta entonces había tenido en los foros internacionales.Del “antifascismo” se pasó a en el seno del mundo occidental a una “anticomunismo” excluyente y obsesivo.EEUU comenzó a elaborar una nueva estrategia antisoviética en la que todos aquellos países que pudieran contribuir serían bienvenidos.Todo ello coadyuvó a que en 1950 la ONU levantara la recomendación de retirada de embajadores, autorizando la entrada de España a organismos internacionales (FAO, UNESCO…).

La consolidación internacional de España, 1953 – 1957 Los primeros acuerdos internacionales que coincidieron con un nuevo gobierno, en el que destaca la figura de Luis Carrero Blanco fueron: España firmaba el Concordato con la Santa Sede por el que  la Iglesia, conseguía importantes privilegios Se rubricaba con EEUU el Pacto de Madrid que incluía tres acuerdos:Convenio defensivo, que fijaba el establecimiento de cuatro bases de utilización conjunta (Torrejón de Ardoz, Zaragoza, Morón y Rota).Convenio sobre ayuda económica, que se concretó en 1.013 millones de dólares .Convenio relativo a la Ayuda para la Mutua Defensa, por el que se estipulaban obligaciones para ambas partes en relación con la paz y la seguridad internacionales.Pero las ayudas exteriores resultaron insuficientes. Aumentaron las huelgas y las manifestaciones. En 1958 el nuevo gobierno aprobaba la sexta de las leyes orgánicas, la Ley de Principios del Movimiento Nacional,  y al año siguiente ponía en marcha el Plan de Estabilización que rompía con la autarquía e iniciaba la liberalización de la economía. 

Funciones públicas de carácter representativo: Para el Movimiento Nacional la representación de los españoles debía producirse a través de los núcleos permanentes o entidades naturales: familia, municipio y sindicado, en las que el hombre tiene organizada su vida para el cumplimiento de su destino. Esta representación orgánica (Democracia orgánica), heredera del fascismo italiano, se basaba en el sufragio familiar y corporativo y pretendía potenciar el elemento comunitario. A diferencia de las “democracias inorgánicas”, donde a través del sufragio cada ciudadano interviene en las decisiones políticas y la nación es el resultado de la suma aritmética de los individuos que la integran.

Sindicato: Asociación de trabajadores constituida para la defensa y promoción de intereses profesiones, económicos o sociales de sus miembros. Durante el franquismo, los sindicatos, como  organizaciones de clase, fueron prohibidos, imponiéndose un sindicalismo vertical o corporativo. A partir de la Ley de 1940 sobre la Unidad Sindical, todos los empresarios y trabajadores debían integrarse por ramas de producción (metal, carbón, textil…) en una única organización sindical bajo la dirección de FET y de las JONS. 

Fuero: Durante la Edad Media este término se utilizó con acepciones diversas, pero sobre todo con el sentido de “derecho”, “privilegio” o “libertad”; es decir, la ley o código que el rey con­cedía a un municipio (Cáceres, Santander…) o territorio (Fuero Viejo de Vizcaya) y donde se recogían el conjunto de normas, derechos y privilegios, que regulaban la vida de la comunidad. En el caso que nos ocupara por Fuero entendemos la compilación de los derechos fundamentales de los españoles que, aunque nominalmente reproducen los recogidos en los textos constitucionales occidentales, en la práctica se hallaban supeditados a los intereses del régimen.

El legislador sanciona los derechos y deberes de los españoles bajo los límites propios de un régimen autoritario y la confesionalidad del estado

No se permite realizar comentarios.