Apuntes para todos los estudiantes y cursos

La cúpula descansa

Santa Sofía de Constantinopla


Es la obra cumbre del arte bizantino. Hay que partir del hecho de que esta iglesia se concibe no como una basílica para el pueblo sino como la gran basílica del emperador Justiniano, construida junto a su palacio y con toda la magnificencia cortesana, factor éste que contribuirá a su esplendor. No es la primera iglesia de Sta. Sofía que se levantaba en Constantinopla.La planta es una síntesis de la planta basilical de tres naves de tradición occidental y la planta centralizada de tradición oriental. Se consigue esa síntesis:configurando una planta de tres naves inscritas en una planta de cruz griega, ycentralizando la concepción espacial del edificio por medio de una cúpula impresionante.La cúpula descansa sobre dos grandes exedras o medias cúpulas, una en la parte de la cabecera y la otra a los pies y estas dos a su vez descansan sobre otras dos pequeñas exedras cada una, abiertas en los ángulos. Con ello se consigue:emarcar el eje longitudinal del edificio, gracias a las dos primeras exedras, y a la existencia de un nártex en la entrada y de un ábside semicircular en la cabecera.Configurar una concepción ovalada de la planta, más móvil.A la vez, reforzar el sentido de centralización, dadas las dimensiones de la cúpula y el efecto centralizador que crea su concentración de la luz.Asentar un sistema original y novedoso de soportes encadenados para la inmensa cúpula.El peso de la cúpula se reparte así en un proceso concatenado, encadenado, a través de las exedras, afianzándose además por medio de los cuatro grandes pilares centrales, que a su vez, transmiten el peso de la cubierta por medio de arcos transversales hacia otros contrafuertes exteriores, también de considerables dimensiones.En cuanto a las naves laterales, están separadas de la nave central por arcos de medio punto asentados sobre columnas y pilares, cubríéndose por medio de bóvedas de arista.En el interior es la cúpula la protagonista del espacio. Si bien no es tan grande como la del Panteón (44 m.), con 33 metros de diámetro, su efecto es más espectacular ya que el sistema de soportes y la luminosidad que irradia favorecen la ilusión óptica de que está suspendida en el aire.La cúpula es gallonada, con 40 nervios y 40 plementos curvos, que apoyan en 4 pechinas. Está construida con ladrillo y carece de tambor gracias al sistema de soportes.El sistema permite también la apertura de numerosas ventanas en la base de la cúpula lo que influye en los efectos lumínicos. La luz procede no sólo de estas ventanas sino también de las exedras mayores y menores y de los muros laterales.A ello hay que añadir el uso de mármoles polícromos en los pilares principales que lograban mitigar la percepción visual de su grosor, así como el uso de mármoles de colores, basalto, etc. En las columnas que separaban las naves.Igualmente significativa es la utilización de los capiteles corintios con hojas planas y trabajadas a trépano buscando el claroscuro, y con amplios cimacios encima para realzar el apoyo de los arcos.Por otra parte, los mosaicos enriquecían el interior y al ser colocados allí donde se dispónían las lámparas y antorchas, conseguían reververaciones lumínicas de un brillo prodigioso.  También hay que destacar la sensación de amplitud que consigue el diseño de la planta.Destacado es el papel de las naves laterales, divididas en dos pisos para la ubicación del matroneum en la superior, con columnas y pilares, y arcos de medio punto que se alternan y se repiten rítmicamente en el piso superior.Al exterior destaca el juego de volúMenes escalonados que a modo de cascada se precipitan desde la cúpula principal a las exedras mayores, a las exedras menores y finalmente a los espacios inferiores. Los contrafuertes tienen un carácter más pesado dado su grosor.La iglesia se conservó intacta poco tiempo, ya que los sucesivos terremotos de los años 553 y 557, contribuyeron a hundir definitivamente la cúpulen el año 558, siendo reconstruida en el 568. A fines del S: X volvieron a producirse desperfectos menores que obligaron a nuevas obras, pero la alteración mayor se produjo al ser tomada Constantinopla por los turcos en 1453, convirtiendo Sta. Sofía en una mezquita. De ahí los minaretes exteriores, la reorientación del templo, quedando el ábside relegado a un segundo plano y la transformación de la ornamentación interior que afecta a los mosaicos primitivos.Pechinas: triángulos curvilíneos que se colocan en la base de la cúpula para establecer la transición de un espacio circular que es la cúpula, a una planta cuadrada.Contrafuerte: obra maciza de albañilería, a modo de pilastra, adosada al muro y que sirve para reforzarlo en los puntos en que éste soporta mayores empujes.Trépano: instrumento que sirve para horadar. La escultura hecha a trépano presenta profundas incisiones para dar efecto de gran relieve, de claroscuro, etc. Las incisiones son de poca anchura, localizadas y muy profundas, dando la impresión de ser calados.

No se permite realizar comentarios.